Tips para unas mesas de centro de revista

En un mundo ideal, nuestras mesas de centro están inmaculadamente organizadas, llenas de velas, flores y bellezas. Pero la realidad es, que siendo una de las piezas más vistas de nuestra casa, muchas veces es un caos de controles, teléfonos, cartas y juguetes. Los consejos a continuación nos ayudan a hacer un buen escogido de piezas y decoración para que, no importando nuestro estilo y la funcionalidad de la pieza, luzca hermosa y digna de revista.

1. El tamaño ideal

Redondas, cuadradas, niveladas, segmentadas- hay una variedad de formatos que se acoplan a cada espacio y asiento. Lo ideal es que para que el espacio fluya y funcione correctamente, la mesa no debe ocupar más de 2/3 del largo del sofá o pieza principal. Es decir, para un sofá de 96”, el tamaño ideal para una mesa de centro es 64” de largo. Para el ancho, debes jugar con las paredes y sillas complementarias.

2. El material ideal

Para escoger nuestra mesa, debemos pensar más allá de la estética. ¿Qué queremos hacer con ella? ¿Cuánto podremos limpiarla? ¿Se expondrá a líquidos y alimentos ocasionalmente? 

Queremos que mantenga su máximo esplendor, por lo que el mantenimiento es clave. Seleccionemos un tope que vaya con nuestro estilo de vida- mármol o simulando para facilitar la limpieza y disimular polvo, cemento pulido o madera para añadir textura y calidez al espacio y resistencia a manchas, o cristal para elegancia y para aquellos que no les moleste el mantenimiento diario. 

De igual forma, la decoración se debe escoger según el uso. Si tienes niños o mascotas, evita cristales, esquinas puntiagudas o accesorios frágiles. Si es una sala formal, evita sobrecargar de accesorios casuales y escoge materiales metálicos y elegantes.

Luna Coffee Table | COMPRAR

3. La naturaleza siempre es una buena idea

El verdor de la naturaleza alegra y refresca cualquier espacio. Incorpora un jarrón o ‘planter’ de tope con hojas verdes o un arreglo floral. Si el espacio es oscuro, puedes optar por material artificial. Pero si prefieres utilizar plantas o flores naturales, sin la carga del mantenimiento constante, puedes optar por pampas, lavanda seca o eucalipto. Evita un arreglo o base cargada para que embellezca y no opaque la mesa.

4. Dimensión en los accesorios

Escoge una variedad de accesorios de diversas formas geométricas y alturas para añadir dimensión a la mesa. Una mesa redonda con objetos rectangulares se verá muy cargada, pero si combinas accesorios redondos, altos, cuadrados y/o rectangulares, se distribuirá bien su espacio.

También debemos escoger piezas que se puedan apreciar desde cualquier ángulo dentro de la sala. Evitemos fotos o cuadros en marcos solo visible de un lado. Considera implementar el ‘trend’ del ‘layering’ de libros. Selecciona títulos clásicos, tópicos de interés o libros de fotografías. Coloca uno encima de otro y combina diversos gruesos.

5. Toque de color

Añade un pequeño toque de color para que contraste con el tope o el color de tu mobiliario. Una buena sugerencia es implementar el color del año; el 2020 tiene como su honorario al ‘azul clásico’. No es casualidad que sea uno de los preferidos y más utilizados, ya que está asociado a sensaciones de serenidad, calma y bienestar.

No tengas miedo de expresar tu creatividad y estilo único con tu mesa de centro. Y de necesitar ayuda con a la selección de tus piezas, recuerda que en Casa Febus cuentas con la ayuda de nuestros expertos en decoración. Queremos ayudarte a lograr la combinación perfecta de belleza y funcionalidad.

(Visited 15.171 times, 3 visits today)

Comentarios